ORM y Tatuajes electrónicos

En los últimos tiempos el concepto de “reputación online” ha ido ganando importancia debido al peso que la opinión pública ha comenzado a tener en la web 2.0. Así una opinión positiva sobre un servicio o producto se ha demostrado que puede hacer ganar a una empresa miles de nuevos clientes y un comentario negativo o desafortunado puede hundirla, es cuestión de imagen…de tal modo que, como en la vida real , las empresas han contratado “asesores de imagen” para internet y estos técnicos han elaborado lo que ha dado en llamarse la Online Reputation Management, o Gestión de Reputación Online.

Como explica Oriol en su artículo Reputación Online según esta nueva disciplina la gestión de la reputación pasa por tres fases, la primera se denomina monitorización y consiste en el rastreo de internet para buscar dónde y de qué manera se nos menciona, la segunda sería la de la identificación o contrastación donde se comprueba si efectivamente se habla de nosotros y si la información que se aporta es cierta, y en la tercera fase de reposicionamiento es donde se tratará de relegar la información dañina a un lugar en que ya no tenga visibilidad y potenciar la positiva. Se trata de una mezcla de comunicación, SEO (search engine optimization) y relaciones públicas.

Sigue leyendo